Distrito lanza programa para que pequeños negocios accedan a créditos y no recurran al ‘gota a gota’; conozca de qué se trata

La plataforma ‘Crédito Peso a Peso’ facilitará el acceso de los dueños de pequeños negocios al sistema financiero formal.

El ‘gota a gota’ o ‘pagadiario’, que afecta a miles de personas y familias en Colombia, se ha convertido en un problema social y económico en Bogotá debido a la falta de inclusión financiera en la economía popular.

Para abordar esta situación, la Alcaldía Mayor de Bogotá, en colaboración con la Secretaría Distrital de Desarrollo Económico y la Agencia Analítica de Datos de Bogotá, conocida como Ágata, ha creado la plataforma ‘Crédito Peso a Peso’.

La iniciativa tiene como objetivo conectar a dueños de pequeños negocios que no han tenido acceso al sector financiero formal con aliados financieros como Cívico o Davivienda, para ofrecerles créditos seguros, legales y rápidos, adecuados a sus necesidades.

La plataforma utiliza los datos recopilados de las personas por las distintas instituciones de la Alcaldía, que se transforman en calificaciones alternativas del riesgo para ser utilizadas por los aliados financieros. Los modelos que definen las calificaciones se mejorarán continuamente mediante el uso de inteligencia artificial.

Requisitos y cómo postularse

Las personas interesadas pueden postularse a través de la página web https://bogota.gov.co/creditopesoapeso/

Aquellos que cuenten con calificaciones favorables serán notificados y podrán acceder a los productos con montos promedio de $ 1.800.000, con desembolsos que van desde $ 500.000 hasta $ 5.500.000, con procesos de desembolso más fáciles y ágiles que los convencionales, de acuerdo con la Alcaldía.

Los requisitos para acceder a un ‘Crédito Peso a Peso’ son:

  • Residir en Bogotá.
  • Contar con un documento de identidad vigente; si es extranjero, estar legalizado en Colombia.
  • Tener entre 18 y 70 años.
  • Ser propietario de un negocio con antigüedad de mínimo 12 meses.
  • Contar con un correo electrónico y teléfono de contacto propios.
  • Tener un ingreso mensual mínimo de un salario mínimo.
  • Contar con al menos dos facturas recientemente pagadas a proveedores.
  • Una referencia comercial, familiar o personal.

Sobre esta nueva apuesta para combatir a los ‘gota a gota’, Manuel Riaño, gerente general de Ágata, aseguró: “Esta estrategia abre las puertas del sistema financiero formal a aquellos comerciantes que tradicionalmente han sido excluidos y brinda acceso a recursos formales para la reactivación o crecimiento de sus negocios; facilita los trámites de solicitud, desembolso y pago de los créditos (abonos semanales, quincenales o mensuales), y mejora y fortalece los historiales crediticios de los comerciantes, para luego acceder a nuevos créditos”.

Es importante aclarar que esta iniciativa no es un subsidio otorgado por la administración distrital, sino “un facilitador o puente para atender una población específica de la ciudadanía y entidades financieras”. Es crucial precisar que no está dirigido a medianas o grandes empresas.

Esta plataforma surge de un estudio llevado a cabo por el i-Team (equipo de innovación de Bogotá conformado por Ágata, la Alta Consejería TIC, iBO y Connect Bogotá Región), en conjunto con expertos, representantes de entidades financieras (bancos y fintech) y estudiantes de la Universidad de los Andes. En noviembre de 2021, Bogotá fue seleccionada como una de las ciudades más innovadoras y recibió una subvención de Bloomberg Philanthropies, parte de la cual se destinó a esta investigación.

En el estudio se tuvieron en cuenta más de 208 consultas a 113 vendedores de calle en San Victorino y 95 trabajadores en talleres de reparación y mantenimiento de automotores; más de diez entrevistas a líderes de entidades financieras y seis talleres con diferentes actores del ecosistema que involucra el ‘gota a gota’.

Riaño destacó: “La investigación concluyó que las tres principales causas que explican el limitado acceso de los dueños de pequeños negocios al crédito formal, que los convierte en población susceptible de tomar créditos de prestamistas, pasa porque los productos del sector financiero no se ajustan a las necesidades de los clientes (mucho papeleo, cobros mensuales, etc.), porque el sector financiero tiene una percepción del riesgo más alto del cliente de la que en realidad existe y por los infortunados malos hábitos financieros de algunos dueños de pequeños negocios”.

Podría interesarte...

Ejecutivo(a) Comercial

EXPERIENCIA:Profesional en Administración de empresas, Mercadeo, Ingeniería o afines. Más de 5 años de experiencia en desarrollo y crecimiento

VER MÁS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *